Los Torres y el Kirchnerismo, una relación política de siempre

La incorporación de Mané Chiotti, representante de La Cámpora local y que cumple funciones en el Anses, a la estructura orgánica del PJ de Alta Gracia que conducen los hermanos Torres, no es un hecho aislado y fortuito.

La íntima relación política/ideológica que une al Torrismo con el Kirchnerismo tiene largos y frondosos antecedentes, a pesar de que en varias oportunidades se manifestaron que nada tienen que ver con ese sector político nacional.

Sólo cabe recordar la incorporación de Martín Heils, dirigente del sector kirchnerista provincial, en lugares de relevancia en la gestión que encabezó Facundo como intendente del 2015 al 2019.

De igual modo, Facundo le brindó un importante espacio político en la municipalidad de Alta Gracia a dos militantes de “La Cámpora”, y que Marcos luego profundizaría, como fueron Daniel Suárez y Nicolás Calvi.

(Martín Hails y Daniel Suárez al centro, junto a Nicolas Calvi de remera negra)

Pero esta adhesión de Torristas al campo Nacional y Popular creado por Néstor y Cristina no sólo venía del lado de militantes puros del Kirchnerismo. También miembros de su mesa chica y equipo formaban parte de la pata “K del armado político.

Son los casos de Diego Barrientos y Jorge “Ruso” De Napoli, varias veces funcionarios de la distintas gestiones de Hacemos por Córdoba en la ciudad. Ambos, seguramente por convicción, participaron del acto de lanzamiento de la candidatura de Alberto Fernández – Presidente 2019, en le Teatro Luxor de Carlos Paz, pero contaron con la venia de sus jefes para estar en dicho lugar.

No pasó desapercibida la especial visita que tuviera el ya intendente Marcos Torres del dirigente nacional del Movimiento Evita y funcionario del ejecutivo de Alberto Fernández, Fernando “Chino” Navarro. En forma directa, ambos visitaron las cuadrillas conformadas por varias decenas de beneficiados con el programa “Potenciar Trabajo” que el gobierno nacional destinó a la ciudad.

La Oficina de Empleo, inaugurada a fines del 2020, es otro de los mimos que Torres recibiera de su relación con el Kirchnerismo. Allí se contó con la presencia de los funcionarios nacionales, entre ellos al jefe territorial de la Agencia provincial de la zona centro del Ministerio de Trabajo Empleo y Seguridad Social de la Nación, Ignacio Basélica Nebreada.

En esta oficina se puso al frente a otro confeso joven militante “K”, de estrecha relación política con el tadem Torres y es el actual coordinador de Paicor en la ciudad, Federico Benegas.

El historial filo kirchnerista de Facundo y Marcos no termina ahí, también se suma a todo esto la incorporación de la militante Micaela Rodríguez, también del Movimiento Evita, a la lista autoridades partidarias que preside el menor de los Torres.

Si de coherencia se trata la política, lo que están demostrando estos “dirigentes” está muy lejos de serlo. Despotrican por un lado contra Cristina Fernández y su lineamiento político “K”, pero por el otro no dejan de participarlos en conducción política. A las pruebas nos remitimos.

CoopAgua